Salud oral en el embarazo

Recomendaciones durante el embarazo

Durante el embarazo existen diferentes cambios fisiológicos que afectan a la salud oral si no seguimos unas sencillas recomendaciones y ciertos mitos que nos gustaría explicar y desmentir:

embarazo-salud-oral

 

Cambios orales durante el embarazo:

 

1.Naúseas y vómitos:

Muy comunes sobretodo durante el primer trimestre , los cuales pueden debilitar el esmalte por le ácido de los jugos gástricos.

Recomendaciones:

  • Enjuagues con un vaso de agua y una cucharada de bicarbonato (neutralizar los ácidos)
  • Evitar el cepillado durante una hora tras el vómito (tiempo en recuperar el pH de la superficie del esmalte)
  • Comer pequeñas cantidades de alimentos no cariogénicos durante el día ( Ej: queso, fruta, pan integral…)
  • Enjuagues con colutorio fluorado por la noche (para favorecer la remineralización)

 

2.Cambios en la composición de la saliva:

Durante el final del embarazo y lactancia. Disminuye la “capacidad tampón” de la saliva (capacidad de neutralizar ácidos) y aumentan las bacterias.

Recomendaciones:

  • Higiene estricta dos veces al día con pastas fluoradas
  • Hidratación adecuada
  • Uso de agentes remineralizantes ( pastas de Fosfato tricálcico )

 

3.Gingivitis del embarazo:

Muy habitual en el tercer y octavo mes de embarazo. Es más habitual localizarlos en los dientes anteriores, incrementado por respiración oral (respirar-dormir con la boca abierta) y un control de placa deficiente.

En esta etapa, el acúmulo de placa produce una respuesta exacerbada por los cambios hormonales y vasculares.

embarazo-gingivitis

Recomendaciones:

  • Realizar una limpieza bucal en el primer trimestre (si ya sabemos de nuestro estado) y en el tercer trimestre, si nuestra higiene oral habitual así lo requiere.
  • Derivar al periodoncista en caso necesario para control.

 

4.Épulis gravídico:

Se produce alrededor de la semana 23. Consiste en la aparición de una pequeña masa (tumoración benigna) que crece rápidamente en zona propensa a la gingivitis. Suele encontrarse más habitualmente en la zona anterior y vestibular del maxilar.

embarazo-epulis-granuloma-gravidico

Asociado a la gingivitis por una pobre higiene oral y por los cambios hormonales.

Recomendaciones:

  • Aumentar la higiene oral.
  • Si el tamaño no es molesto esperar, pues remite por si sólo después del parto.
  • Si el tamaño es molesto, se puede quitar mediante una pequeña cirugía.

 

5.Movilidad dentaria:

Durante el segundo trimestre por cambios en la microflora oral, incrementan las bacterias las son responsables del aumento de la profundidad en el sondaje periodontal.

Recomendaciones:

  • Estricta higiene oral
  • Enjuagues con antimicrobianos como Clorhexidina y Xylitol

 

Mitos orales sobre el embarazo:

“¿Cada embarazo cuesta un diente?”

” El bebé obtiene calcio de los dientes de la madre…”

Nuestra respuesta es NO. El bebé obtiene el calcio que necesita para su desarrollo de la DIETA de la madre, y en caso de que ésta sea deficiente, recurre a las reservas óseas de la madre, nuca de los dientes.

Entonces ¿ por qué muchas mujeres pierden piezas dentales durante su embarazo?

Generalmente por esta razón:

Existe la creencia que no debemos visitar al dentista durante nuestro embarazo (grave error, puesto que si antes del embarazo ya existía una pequeña lesión de caries no detectada, SI se agravará durante el embarazo por las predisposiciones anteriormente explicadas)

Recomendaciones para evitar caries durante el embarazo:

  • Continuar con tus revisiones periódicas ( generalmente no se realizarán radiografías de control, pero si detectamos alguna lesión, podemos tratarla antes de que se agrave y perdamos la pieza dental)
  • Higiene oral rigurosa dos veces al día con pastas fluoradas y complementarlos con enjuagues fluorados por la noche
  • Uso de hilo dental / cepillos interdentales
  • Limitar hidratos de carbono fermentables, consumiendo más snacks saludables.
  • Tratar todas las lesiones encontradas (generalmente esperaremos mejor al segundo trimestre, evitando el primero y tercero, pero si es un dolor de urgencia o infección, NO esperar al parto) Estas lesiones suelen tratarse con anestesia tópica o local (lidocaína con vasoconstrictor), y uso de analgésicos (penicilina) si es necesario.

 

 

Leave a Comment